Chistes de borrachos

Un borracho llama por teléfono: ¿Me puede decir, dónde está el doctor Ramírez? ¡No conozco ningún doctor Ramírez! Es que el doctor Ramírez soy yo, pero no sé dónde estoy.


Había un autobús lleno de gente y sale un borrachito y dice: ¿A quién se le perdió un fajo de billetes de cien euros que están unidos con una goma? Sale un señor y dice: ¡A mí, a mi! ¡Pues encontré la goma! Responde el borrachito.


Llega un borracho a las 3 de la madrugada y la mujer le pregunta: ¿Qué horas son estas de llegar? Y el borracho contesta: ¿Quién dijo que ya llegué?, si sólo vine por la guitarra.


Estaba un señor muy borracho en la calle, en eso se le acerca un policía y le dice: Disculpe, ¿Cómo se llama, deme su nombre? a lo que el borracho responde, no puedo responderle a eso oficial. El oficial pregunta: ¿Por qué? El borracho le responde: Es que soy un alcohólico anónimo...


Un borrachito va al velatorio de un amigo para consolar a su familia, cuando se acerca al féretro una mujer le dice: A todos nos tocará. Y el hombre le contesta: ¿Que lo van a repartir?


Un señor con el médico: Doctor, ¿cómo salieron los exámenes? Tiene un 90% de alcohol en la sangre... ¿Sólo 90%? ¡El maldito hielo!

Un borracho que llega a su casa y no puede abrir la puerta, se asoma la mujer y le dice: te tiro la llave, y dice el hombre no, si la llave la tengo, tírame la cerradura que es lo que no encuentro.


Llega un borracho a su casa muy amargado y le dice a su mujer: María, estoy hasta las narices, me voy a tirar del quinto piso. A lo que su mujer le contesta: ¿Cómo te vas a tirar de un quinto, si vivimos en un primero? Y él le responde: Da igual, me tiro 4 o 5 veces más.


Era una vez que un borrachito estaba arriba de un poste, y llega la policía y le dice: ¡Bájese de ahí! Y el borrachito se baja y el policía le pregunta: ¿Quién es usted? Y le contesta: ¿No se acuerda de mí? Y le dice el policía: No, dígame quién es usted. Pero, ¿en serio que no se acuerda de mí? Ya le dije que no, dígame quién es. ¡Soy el mismo que estaba en el poste!


Entra un borracho en una comisaría: ¿Podría ver al que robo en mi casa ayer? ¿Y para qué lo quiere ver? Para saber cómo entró sin despertar a mi mujer...

Mas chistes de borrachos

Un chiste es una serie de cortas palabras o pequeña historia hablada o escrita con intención de hacer reír al receptor. Normalmente tiene fines humorísticos. Se dice que hay chistes buenos y chistes malos, dependiendo del efecto final causado, esto es influenciado directamente por cómo se presenta el chiste, o sea, depende de cómo se cuentan.